Panes de Chile

Tostado, con mantequilla, palta, en choripán o solitos. Ya sea la crujiente marraqueta –pan batido y pan francés en regiones– o la sabrosa hallulla, está claro que somos secos para el pan. Si le queda alguna duda, le recordamos que los chilenos comemos 96 kilos per cápita al año y que sólo los alemanes nos superan con 106 kilos por cabeza. Kaikai no se quedó atrás en el culto a esta deliciosa masa y la honramos con nuestra creativa serie Panes de Chile.